Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Despues de mucho mucho tiempo...
Miér Jul 12, 2017 7:51 pm por Kira Alpha Dinash

» Roljutsu [Afiliación élite]
Sáb Abr 09, 2016 8:17 am por Invitado

» Petición a admins
Sáb Mar 26, 2016 5:46 pm por Invitado

» ¿Alguien activo? + Petición para el staff
Sáb Feb 13, 2016 7:35 pm por Invitado

» Other World [re-apertura] Inuyasha, Naruto y Saint Seiya (normal)
Dom Jun 28, 2015 1:25 am por Invitado

» Busco nuevo rol
Vie Jun 12, 2015 4:07 am por Kano

» Shikaisen Paradise // Cambio de botones
Dom Mayo 03, 2015 10:08 pm por Invitado

» Reglas del Foro
Dom Abr 19, 2015 9:14 pm por Lian Kebarre M.

» ¿Qué piensas del avatar de arriba?
Miér Ene 21, 2015 12:17 pm por Ein Fuchs

Foros Hermanos
Afiliados Elite
Forbidden Citykuroshitsuji RolMusical CampPandora Hearts RolZelda rolCrearInert LoveLeague of LegendsKiefer UniversityHatfield UniversitiyHatfield UniversitiyWings of FreedomLeague of Legends Rol Nova OrbisDrama Queencrear foro4040tales.pngWild LoveKatekyo Hitman Reborn RolLoving Pets!

Expediente: Hidari

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Expediente: Hidari

Mensaje por Invitado el Sáb Mar 30, 2013 9:29 pm

Nombre: Hidari Kaijyoki

Edad: Aparenta 18 años.

Rango sexual: Suke

Tipo de habitante: De Otro Mundo

Ocupación: Barman en un club nocturno

Descripción Física: Hidari es un hombre de un metro setenta y cuatro de alto, con una contextura física media; hombros anchos, cintura delgada, aspecto atlético. Sus iris son de un tono amarillo profundo y sus globos oculares de color negro, ambos orbes están protegidas por una gruesa capa de pestañas oscuras y cejas del mismo color del cabello. De cabello blanco poco abundante, revuelto y siempre despeinado, con mechones que cubren parcial o totalmente su frente. En su época de juventud llevaba el cabello corto, pero conforme ha pasado el tiempo se lo ha dejado crecer. Su piel conserva un antinatural color blanco; se nota que el tejido posee cierta resistencia, característico de una piel gruesa. No obstante esto no significa que sea tosca, se aprecia que es tersa y contiene cierta elasticidad que la hace un poco más suave, aunque no tanto. Como si sus extraños ojos y su antinatural piel no fueran muestra suficiente de su rareza, puede apreciarse, sólo en momentos que ría exageradamente o grite, su lengua; la misma sería una completamente común y corriente, si su tinte no fuera azulado. La mirada que suele portar en el semblante es la de una persona problemática y segura de sí misma. Por último se describe su voz, de un tono entre suave y potente, ágil y expresivo. Las prendas que usa son todas orientales pues cree que no se sentiría cómodo de otro modo; generalmente son colores claros. Por supuesto todo lo anteriormente nombrado es difícil de descifrar porque suele llevar su cuerpo cubierto por una larga capa de color azul oscuro; ¿la razón? Le incomoda la manera en que las personas le observan al él pasar.

Imagen del Personaje:
Spoiler:





Descripción de la Personalidad: De perfil variante entre lo racional y lo emocional y que definitivamente se inclina más hacia lo introvertido. Hidari es un muchacho que pude llegar a resultar engañoso, esencialmente porque pareciera no planear nada nunca; por supuesto es algo que se evapora cuando abre la boca… Si habla seriamente claro. Nunca habla seriamente y no se enfoca en lo que realmente importa; al menos que el tema en cuestión sea realmente grave, momento en el cual demostrara que piensa. Pero en este punto deberá tenerse paciencia al joven pues suele tardar en sincerarse con la otra persona respecto a determinados temas. Prefiere guardar sus ideas y pensamientos para el mismo ya que no le interesa que otros intervengan en sus ideales. No obstante no es nada que no pueda lograrse porque tras algún tiempo, te habrá tomado el suficiente cariño como para hablar contigo de muchas cosas. Por supuesto se entiende que el que sea introvertido no significa que lo sea en todo momento, simplemente tiene cuidado y opta por callar dependiendo de la persona que tiene enfrente. Por lo general se lo puede apreciar como alguien tranquilo, desinteresado y relajado porque es una de las tantas facetas que demuestra, pero esta es sólo una parte, el verdadero Hidari puede llegar a ser altamente espontáneo, nunca meditando sus acciones y definitivamente disfrutando los momentos de estupidez que pudiera llegar a provocar en la gente que tiene cerca. Con todo queda claro que la curiosidad no es algo que le motive, el poder tampoco. Determinación, voluntad, fuerza; son facetas que demuestra sólo en el momento que ha decidido un objetivo, mientras tanto parece un holgazán sin futuro que pasa el tiempo tirado por ahí. Con la gente suele ser frío pero amable y sobretodo respetuoso. No faltaran las veces que use el sarcasmo cuando algo no le gusta o le molesta.

Sumado a este perfil, Hidari tiene otra faceta, mucho más descontrolada y puramente instintiva que surge cuando entra en contacto con una criatura que contenga sangre o esencia demoníaca o sostenga batallas largas y exhaustivas que desgasten principalmente su psiquis. En este estado, el hombre se vuelve agresivo, no mide consecuencias a sus acciones y no se detiene por casi nadie. Es bastante frío entonces y no le importaría usar métodos injustos para obtener la ventaja.

Gustos:
•Descansar bajo la sombra de los árboles hasta que cae el día.
•Meditar.
•Las charlas ociosas.
•Buscar formas en las nubes.
•Observar el horizonte en busca de signos de tormenta desde lugares altos.
•Las grandes tormentas, de viento, eléctrica, cualquiera sea.
•Las prácticas de espada.
•Danzar junto a su espada en algún lugar que le confiera tranquilidad.

Disgustos:
•Le disgusta cuando está cómodo en determinado lugar y debe retirarse o moverse.
•Que le obliguen a colocarse serio.
•Que le ordenen hacer algo que no quiere.
•La gente que subestima, maltrata, menosprecia y/o abusa de otros.
•La actitud de las personas de la buena posición.
•Que le reprendan.
•Que no se obedezcan las reglas.
•Estar imposibilitado de hacer su voluntad.
•Que le teman por su aspecto.

Habilidades:
Habilidades primarias: Siendo el un híbrido entre shinigami y demonio, es natural que posea características de ambas razas. Tiene una gran destreza física, es fuerte aunque no tanto como un demonio puro lo sería y posee una gran inteligencia. Posee un alto índice de regeneración, puede ver y hablar con cualquier criatura espiritual y mandarlos al otro lado.

Habilidades especificas: Tiene la habilidad de convocar un libro, sólo visible a sus ojos, que permite a Hidari informarse acerca de cualquier tipo de ser con alma y saber cual es su estado actual, su ubicación, cuanto tiempo de vida le queda y relativos. Así mismo tiene la capacidad de utilizar sus armas con las cuales provocar distorsiones en el sonido.

Debilidades:
Hidari es una persona increíblemente inestable, basta una situación extenuante y prolongada, un sentimiento negativo que lo acose persistente o el ver que lastimen a una persona estimada y su psiquis se trastorna tan rápido que se descontrola, a esto le sigue un periodo peligroso de inconsciencia y la perdida parcial de recuerdos del momento.

Historia:
Spoiler:
Durante generaciones, el clan Kaijyoki, compuesto enteramente por shinigamis entrenados arduamente en sus obligaciones y sus conductas para con el resto de las razas, se dedicó pura y exclusivamente a su trabajo. Todos los miembros que eventualmente desearon tener familia, contrajeron matrimonio con otros shinigamis igualmente rigurosos en costumbres y sobresalientes en habilidades y tuvieron descendientes, entrenados en iguales condiciones estrictas. Así, el orgullo y la arrogancia de la familia se intensificó con los siglos. El círculo eventualmente fue interrumpido cuando la actual cabeza de la familia, 1.500 años atrás, abandonó el hogar con una misión a su cargo. Desde el surgimiento de la familia, estos siempre habían tenido problemas con los demonios, por supuesto era específicamente con una subraza que se alimentaba de espíritus y entorpecía sus deberes. En esa ocasión, el hombre debía eliminar a un enemigo de cuidado perteneciente a un clan igualmente poderoso. Por supuesto el hombre jamás pensó que su contrincante sería una mujer, y mucho menos esperó que la belleza de esta lo atrajera, se sintió un traidor y un débil. Pero aquella mujer, a pesar de su aspecto frío y solitario, sintió un interés especial por aquel shinigami a pesar de saberse enemigos por decreto. Así, tras intercambiar algunas palabras, ambos bajaron sus armas y entablaron una conversación decente. Una continua que los acercó más y más, logrando que de ser enemigos y completos desconocidos, finalizaran siendo un feliz matrimonio. En secreto por supuesto, la familia Kaijyoki nunca permitiría que otro que no fuera shinigami formara parte de la familia, mucho menos un enemigo.

Algunos siglos pasaron de aquello. Repentinamente, la paz que existía en el hogar de la pareja fue interrumpida y entorpecida por llantos nocturnos que desvelaban al dúo. Efectivamente, habían tenido un niño, Hidari. La pareja estaba conciente que la criatura estaba en peligro y era culpa de ambos, pero ninguno había tenido fuerzas para pensar siquiera en un aborto durante su gestación. Así pues, el chiquillo nació y creció fuerte y sano acompañado por sus padres hasta la edad de 2 años; cuando por azares del destino, el secreto fue descubierto por la familia del padre. Un error así era inadmisible para una arrogante familia como los Kaijyoki y por esto, ambos padres fueron ejecutados. El mismo destino le habría esperado al niño si este no hubiera sido eso, un pequeño niño indefenso. De modo que lo adoptaron y lo instruyeron como a todo shinigami en ese clan; por supuesto el chico no tenía un lugar privilegiado, he hecho, lo retuvieron allí para que sufriera el error de los padres y pagara. Y así creció, acostumbrado a trabajar, realizar sus deberes y básicamente, no tener vida social, sentimental, ni de ningún tipo. La situación se revirtió cuando ya apuntado en la adolescencia, casi al inicio de su adultez, conoció a una persona que pronto se convirtió un alguien entrañable. La persona en cuestión le enseñó por vez primera que podía confiar en alguien y que apoyarse en su hombro las veces que lo necesitara. Para una persona que siempre había experimentado el sentimiento de soledad fue trascendental. Pronto estaba dejando todos sus deberes para pasar el tiempo en ocio y disfrutar por vez primera el estar vivo. Nuevamente esto fue del desagrado de su familia, quienes habían aprendido a estar orgullosos del prodigio que un traidor había concedido. Instaron a esta persona a abandonar a Hidari, pero cuando este se negó, decidieron hacerlo a un lado a la fuerza. Hidari no se enteró de la razón por la que aquella persona le había abandonado hasta que un día, pocos después del suceso, encontró la katana de aquella persona, escondida en uno de los viejos almacenes donde se guardaban cosas inútiles y, envuelta en una tela manchada de sangre. Por falta de una respuesta lógica de parte de la familia, la idea supuesta por el híbrido fue la correcta y este, acabó abandonando el lugar donde creciera.

Durante un centenar de años vagó sin rumbo fijo hasta que, durante una corta incursión en una ciudad cualquiera, se encontró con un par de espíritus que despertaron su curiosidad; ninguno de los 2 podía ser enviado al otro lado. Más por curiosidad que por el deber, se quedó junto a ellos buscando la manera de darles entierro. Finalmente y tras algunos años más errando, se estableció en una ciudad y convivió junto al dúo a la espera de descubrir que ocurría con ellos. Durante ese corto periodo conoció a un joven que había perdido todo y con quién de alguna extraña manera terminó compartiendo buenos tiempos, algo que nunca pensó como probable. No obstante su tiempo de felicidad no duró mucho. Con el tiempo el lugar donde vivían se lleno de rumores, criaturas desaparecidas, redadas llevadas adelante por humanos que no eran humanos; cosas que incluso en un planeta extraño como el de Hidari, llamaban la atención. Sin embargo, todo eso que comenzaba a asustar a la gente del lugar donde se habían establecido le paso prácticamente desapercibido, después de todo el peliblanco no se había sentido atacado desde ninguna perspectiva; al menos así fue al principio. Cierto día Hidari llevaba a cabo sus obligaciones como shinigami, porque a pesar de ser híbrido también estaba en su naturaleza enviar a la gente al otro mundo, cuando algo insospechado ocurrió: La persona a la que le había llegado el momento de partir desapareció del mapa, no podía ser ubicado de ninguna manera, y ello preocupó al hombre. Consternado, sin idea alguna de lo que había pasado y lamentablemente imposibilitado de conseguir información de otros dioses de la muerte, no tuvo más opción que regresar a su morada. 10 días pasaron de este suceso cuando una vez más, una persona que debía fallecer, desapareció de la misma misteriosa manera. Aún sabiendo que estaban atacando su territorio, Hidari no se atrevió a investigar bajo ningún concepto pues, el formar lazos era difícil para el hibrido demonio y no estaba dispuesto a dejarles. Entonces ocurrió algo que no estaba previsto y oprimió al hombre hasta la furia, cierta vez, tras regresar de su trabajo, Tsutsuji, uno de los espíritus, le relató que algo que no era humano se había llevado a su ser querido. Entonces, tras colocar a salvo al par de espíritus, comenzó una de sus más grandes búsquedas, la razón de mantener incompletos sus trabajos, la razón que le llevó a alejarse de sus amigos espíritus.

Tras algunas semanas rastreando al grupo de secuestradores extranjeros y viéndose agotado por la marcha, se sentó a descansar bajo la frondosa copa de una árbol, en ese lapso escuchó un grito, no uno común, el grito de una persona que no está dispuesta a ser atropellada. Fuera por suerte o por destino, aquellos gritos le guiaron a la gente que buscaba y cual fue su sorpresa al descubrir que verdaderamente los relatos eran ciertos, ellos no eran humanos. No obstante aquel descubrimiento pasó a importarle nada cuando ante sus ojos se revelo que, quién gritaba, era la persona que buscaba. Entonces, la furia que había sentido tan sólo 2 veces en su vida, se hizo evidente y la sangre demoníaca en su interior guió sus pasos. De lo que ocurrió luego poco recuerda, no recuerda que fue el quién ayudo a toda la gente que fue planeada para conformar una lista de esclavos para ser vendidos o ADN para crear sujetos nuevos e interesantes, tampoco que puso a salvo a su compañero, ni que fue el quién por propia voluntad ingresó en el transporte de esta gente con la idea de asesinarlos, algo que logró, a un alto precio. Cuando despertó, sin tener idea cuanto tiempo había transcurrido, desorientado y alterado visiblemente, abandonó el lugar inmerso en la idea de regresar a su hogar. Tras calmarse, finalmente notó 2 sucesos: primero, ese lugar no era su hogar y segundo, si, realmente perder su cordura era peligroso para cualquiera. No obstante, no podía sentirse arrepentido, aquello seguía vertiendo una sensación de placer que le asustaba. Se apresuró a alejarse del lugar y buscar un refugio lo más pronto posible, finalmente a unas cuantas horas de vagar encontró una ciudad donde asentarse.

Amoi.

El planeta que habitaba entonces y al cual estaba condenado, no tenía nada que ver con lo que estaba acostumbrado. Allí no existían los de su tipo, allí el era una extraño –más aún-, allí estaba completamente solo, separado nuevamente de la gente que amaba. Y tras los sucesos de su llegada, tampoco se atrevió a aventurarse mucho más allá del lugar al cual llegó el primer día y finalizó asentándose en esa ciudad; Ceres.

Otros datos:
•Cómo ha sido criado en una familia que le ha dado una educación asfixiante, suele tomar algunas actitudes obsoletas con otras personas: “No debería fumar, no es como esto debe ser hecho, debería tener más cuidado con esto o con aquello” En resumen, un pesado.
•Tiene la costumbre de dirigirse formalmente a las personas, aunque lleve años conociéndolas. A los únicos seres que trataba familiarmente son esos 2 que están siempre con él.
•Nunca ha podido desprende de una katana, el recuerdo de su primer amigo y un anillo muy simple que lleva en su dedo anular, recuerdo de aquel que represento muchas cosas.

***

A rellenar por el usuario:
Nombre de la imagen: Hollow Ichigo
¿A qué manga, anime o video juego pertenece?: Bleach


“En Amoi hasta la belleza es puramente científica y racional”



Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Expediente: Hidari

Mensaje por Jupiter el Dom Mar 31, 2013 9:52 pm

Ficha aceptada ¡Bienvenido! Que te diviertas :3
avatar
Jupiter
Admin

Mensajes : 105
Kurr : 156
Prestigio : 0
Fecha de inscripción : 18/01/2013

Ver perfil de usuario http://ainokusabiworld.forogratis.biz

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.